image image

¿Eres mayor de edad?

Está a punto de entrar a un sitio web titularidad de Mahou San Miguel cuyo contenido se dirige únicamente a mayores de edad. Para asegurarnos de que sólo es visible para estos usuarios hemos incorporado el filtro de edad, que usted debe responder verazmente. Su funcionamiento es posible gracias a la utilización de cookies técnicas que resultan estrictamente necesarias y que serán eliminadas cuando salga de esta web.

Selecciona un país

clear
Receta de Lasaña a la boloñesa, paso a paso Receta de Lasaña a la boloñesa, paso a paso

Gastronomía

Receta de Lasaña a la boloñesa, paso a paso

arrow_back Blog

Los mejores resultados son los que se consiguen a fuego lento, como esta lasaña a la boloñesa en la que vale la pena invertir un poco más de tiempo para disfrutar de un plato exquisito

Por María José Amengual

  • Una receta para elaborar con tiempo y disfrutar también del proceso

    Preparar una receta en la que debemos invertir casi toda la mañana no suele ser compatible con el ritmo de vida actual, pero siempre podemos reservar un día en el que estemos más libres y relajados para elaborar esta deliciosa lasaña que que bien merece su tiempo. 


    La salsa boloñesa, una de las salsas más famosas de Italia y cuyos orígenes se pierden en la Antigua Roma, es la forma perfecta de adentrarnos en la cocina a fuego lento, pues necesita un par de horas para estar totalmente lista y alcanzar el punto de melosidad necesaria. Esta forma de entender la gastronomía va ligada al espíritu de los maestros cerveceros de Cervezas Alhambra, que preservan la tradición de unas recetas en las que el tiempo es también un ingrediente fundamental. 


    Dejarnos envolver por los aromas que se desprenden de nuestra cocina será aún más agradable si los acompañamos con una Alhambra Reserva Esencia Citra IPA, una creación única, fruto de la especial atención a los detalles, que requiere de calma para disfrutarla, ideal para deleitarnos con un sabor equilibrado que destaca por su frescura y diversidad de matices.






  • Una receta para elaborar con tiempo y disfrutar también del proceso
  • Ingredientes

    • 12 láminas de pasta para lasaña
    • 100 g de queso rallado para gratinar
    • Ingredientes para la salsa boloñesa
    • 500 g de carne picada
    • 1 cebolla grande
    • 2 zanahorias
    • 1 rama de apio
    • 2 tomates pera
    • 2 cucharadas de tomate concentrado
    • 1 diente de ajo
    • 200 ml de agua
    • 100 ml de vino blanco
    • Sal
    • Ingredientes para la salsa bechamel
    • 70 g de mantequilla
    • 70 g de harina
    • 1 l de leche caliente
    • Sal
    • Pimienta blanca molida
    • Nuez moscada molida
  • Preparación

    • Paso 1

      Empezamos preparando la salsa boloñesa. Picamos la cebolla, las zanahorias, el apio y el ajo.

      Paso 1
    • Paso 2

      Pochamos las verduras picadas durante diez minutos, a fuego lento, con una cucharada de aceite de oliva.

      Paso 2
    • Paso 3

      Añadimos la carne picada y dejamos que se haga bien. Agregamos el vino blanco y dejamos que se evapore.

      Paso 3
    • Paso 4

      Agregamos el tomate picado, el vaso de agua y el concentrado de tomate. Dejamos que todo se cocine durante una hora más, siempre a fuego lento hasta conseguir una salsa espesa de carne y hortalizas estofadas. Si es necesario, durante la cocción podemos añadir un poco de agua de vez en cuando.

      Paso 4
    • Paso 5

      Mientras, podemos ir preparando la salsa bechamel.  Ponemos la mantequilla en un cazo y la calentamos hasta que se funda. Agregamos la harina, removemos para que se mezcle bien con la mantequilla y se tueste durante un par de minutos. Vertemos poco a poco la leche caliente, y sin dejar de remover, cocemos durante 20 minutos hasta que espese. Salpimentamos y añadimos la nuez moscada al gusto. Reservamos.

      Paso 5
    • Paso 6

      Si es necesario, cocinamos  las láminas de pasta para lasaña siguiendo las instrucciones del paquete. Si solo necesitan hidratarse en el horno al cocerse con el relleno, lo mejor es preparar una salsa bechamel un poco más líquida de lo normal. Para montar la lasaña, colocamos en el fondo de una fuente apta para horno un poco de salsa bechamel, la cubrimos con una capa de láminas de lasaña y sobre ella extendemos parte del relleno de boloñesa. Regamos con un poco de salsa bechamel y colocamos nuevamente láminas de lasaña, boloñesa y así hasta llegar casi al borde de la fuente, terminando con salsa bechamel.

      Paso 6
    • Paso 7

      Espolvoreamos con queso rallado y horneamos durante 15-20 minutos a horno precalentado a 180ºC o hasta que el queso se haya fundido y adquirido un color dorado. Si queremos, podemos dar un golpe de gratinador los últimos 5 minutos, con cuidado para que no se queme la superficie. Dejamos reposar cinco minutos antes de servir. 

      Paso 7

Trucos para preparar una lasaña perfecta

La gastronomía italiana es una de las más aclamadas en todo el mundo y, de entre todos sus platos, destaca la lasaña como una receta sofisticada y deliciosa. No hay nada más gratificante que, despues de horas de cocinado, probar un trozo de lasaña. Su preparación no es complicada, pero requiere de una serie de consideraciones para que el resultado sea perfecto


La pasta, mejor casera. Aunque usar láminas precocinadas nos ahorrará mucho trabajo, no hay nada como elaborar nuestra propia pasta con huevos, harina y sal. No es necesario tener ningún utensilio de cocina especial, con un buen rodillo podremos dar forma a nuestras láminas y si nos sobra masa siempre podemos congelarla.


Ingredientes de calidad. Escoger una buena materia prima es fundamental. La carne siempre debe ser recién picada y los tomates mejor que sean naturales en lugar de usar tomate frito envasado.


El queso también es importante. No sirve cualquier variedad, tiene que ser de calidad y no el típico queso rallado envasado. Los quesos más adecuados son el parmesano, emmental o grada padano.


Suficiente bechamel. Mejor hacer de más que quedarnos cortos, así evitaremos que la pasta se quede seca. Elaborar una bechamel sabrosa es fácil si la condimentamos bien, con pimienta recién molida y nuez moscada. 


Capas y más capas. Igual que ocurre con la bechamel, no debemos quedarnos cortos de capas. Para que quede perfecta, la lasaña debe llevar, como mínimo, cuatro capas de lasaña y tres de carne, aunque lo mejor es hacer tantas capas como quepan en la bandeja que usemos. Es más laborioso, pero vale la pena.


Prestar atención al horno. La lasaña de cocina a 180ºC durante media hora y después se pone el horno en modo grill para que el queso de la lasaña quede gratinado y muy crujiente.


 

  • Slide 1

Con qué acompañar la lasaña a la boloñesa

La lasaña es un plato lo suficientemente completo para poder presentarse a la mesa como plato único. Aunque si queremos servirla con una ensalada de hojas verdes variadas conseguiremos refrescar el conjunto. La lasaña se sirve caliente, recién sacada del horno, de este modo llevaremos toda la cremosidad que habremos conseguido a cada plato.


Para maridarla, una Alhambra Reserva Esencia Citra IPA, será el contrapunto perfecto. Una cerveza estilo IPA americana y monovarietal, porque se elabora con una única variedad de lúpulo: el lúpulo Citra, que aporta amargor pero también ayuda a potenciar el aroma cítrico y sus notas afrutadas, que contrastan deliciosamente con la cremosidad de la pasta y las salsas boloñesa y bechamel. 


Alhambra Reserva Esencia Citra IPA es una invitación a detenernos para disfrutar del momento, y qué mejor que hacerlo degustando y compartiendo una receta creada por nosotros, con mucho mimo, dejando atrás la prisa. 


Compartir


>